Cabo de Hornos

Coordenadas:    Lat.55°58′47.5″S  Long.67°16′24.3″O

Cabo de Hornos es el nombre que recibe el cabo más austral del archipiélago de Tierra del Fuego, en el sur de Chile, considerado tradicionalmente como el punto más meridional de América; es el más austral de los tres grandes cabosde la zona meridional del planeta, y marca el límite norte del paso Drake que separa a América de la Antártida, y une el océano Pacíficocon el océano Atlántico. Durante muchos años, el cabo de Hornos fue uno de los hitos principales de las rutas de navegación de embarcaciones a vela, las que comerciaban alrededor del mundo aun cuando las aguas en torno al Cabo son particularmente peligrosas, debido a sus fuertes vientos y oleaje y la presencia de icebergs.

Con la apertura del canal de Panamá, las carreteras y los ferrocarriles en otros países del continente, la navegación mercante alrededor del cabo se redujo notablemente, siendo utilizado en la actualidad únicamente por naves cuyo gran tamaño les impide el paso por el canal, como porta aviones o petroleros. Sin embargo, navegar en sus aguas está considerado todavía como uno de los mayores retos náuticos por lo que existen diversos eventos deportivos y turísticos que utilizan este paso, algunos como parte de la circunnavegación al globo, entre los que destacan importantes regatas de yates y veleros como lo fue la regata “Velas Suramérica 2010”.

El nombre de Cabo de Hornos proviene del neerlandés Kaap Hoorn en honor a la ciudad holandesa de Hoorn; en un caso típico de falsos amigos, el nombre fue tomado en español como "cabo de Hornos" confundiendo la denominación de la ciudad con la del término «horno».

El terreno carece por completo de árboles y está cubierto por hierba debido a las frecuentes precipitaciones. La zona del cabo de Hornos está además sometida a los efectos de los rayos ultravioleta que atraviesan el agujero sobre la capa de ozonoque cubre principalmente el extremo sur del planeta.

El clima de la región es generalmente frío debido a su latitud austral. Un estudio realizado entre 1882y 1883 estableció una precipitación anual de 1.357 milímetros y una temperatura anual promedio de 5,2 °C. El promedio del viento es de aproximadamente 30 km/h, con ráfagas que llegan a sobrepasar los 100 km/h, fenómenos que ocurren a lo largo de todas las estaciones del año.

Las condiciones del viento son generalmente severas, principalmente en invierno. En la temporada estival, los vendavales están presente durante un 5% del tiempo, aumentando a un 30% durante el período invernal, a lo que se suma una baja visibilidad generalmente.

En el extremo meridional de Sudamérica, existen diversas rutas potenciales de navegación. El mayor es, sin duda, el Estrecho de Magallanes que separa a Tierra del Fuego del continente. El estrecho es un largo pero angosto pasaje muy utilizado previo al descubrimiento del Cabo. Otra ruta es a través del canal Beagleque separa a Tierra del Fuego de la isla Navarino y existen múltiples vías cruzando los archipiélagos de las islas Wollaston y las islas L'Hermite al norte del cabo de Hornos.[]

En la época de la navegación a vela todos estos caminos eran reconocidamente peligrosos debido a los traicioneros williwaws, que son repentinas ráfagas de vientos catabáticosque pueden voltear algunas naves casi sin aviso. A esto se suma la estrechez en los pasos, aumentando el riesgo de las naves de chocar contra la costa rocosa.

Las amplias aguas del Paso Drake al sur del cabo de Hornos, con un ancho de aproximadamente 650 kilómetros, también presentan severas dificultades para la navegación principalmente debido a sus fuertes vientos y oleaje. Sin embargo, la amplitud de las aguas en esta ruta permiten mayor maniobrabilidad de las embarcaciones para enfrentar estas situaciones por lo que es, en la actualidad, la ruta más utilizada por diversos barcos, algunos de los cuales debido a su tamaño les es imposible cruzar el canal de Panamá.

 

Variados factores se combinan entorno al cabo de Hornos, convirtiéndolo en uno de los hitos marítimos más peligrosos del globo terráqueo: algunos son las duras condiciones de navegación propias del Océano Austral, la geografía del paso al sur del Cabo y la extrema latitud austral de éste: 56ºS (en comparación, el cabo Agulhasal sur de África está a 35ºS y la isla Stewart en el extremo meridional de Nueva Zelanda, a 47ºS).

Los vientos que prevalecen en las latitudes bajo los 40ºS pueden moverse de oeste a este alrededor del planeta debido a la inexistencia casi absoluta de tierra, por lo que esta zona recibe el título de los «cuarenta bramadores», seguidos por los «cincuenta furiosos» y los aún más violentos vientos de los «sesenta aulladores». Estos vientos hacen que la mayoría de las naves que viajan desde el este traten de mantenerse lo más cerca posible de la latitud 40ºS; sin embargo, al rodear el cabo de Hornos, las naves deben adentrarse necesariamente a aguas de latitud 56º, en la zona de los vientos más fuertes. La fuerza de estos vientos es exacerbada en la zona por el "efecto embudo" provocado por los Andesy la Península Antártica, canalizando las masas de vientos al Pasaje de Drake.

Los fuertes vientos del Océano del Sur provocan a su vez altas olas, las cuales pueden alcanzar grandes dimensiones al rodear el planeta sin encontrar obstáculos terrestes. Sin embargo, en la zona del cabo de Hornos, éstas encuentran una zona de aguas poco profundas, lo que provoca que las olas sean más cortas y más empinadas, acrecentando el riesgo para los navegantes. Si la fuerte corriente en dirección este del Pasaje de Drake se encuentra con vientos en dirección contrarias, este efecto puede acrecentarse aún más. Adicionalmente, la zona al oeste del cabo de Hornos es particularmente conocida por sus olas gigantescas que pueden alcanzar alturas superiores a los 30 metros.

Los vientos predominantes crean particulares problemas para las embarcaciones que intentan rodear el Cabo en sentido contrario, es decir, de este a oeste. A pesar de que esto afecta a todas las naves de alguna forma, los más afectados son los tradicionales barcos mercantes, que a duras penas pueden avanzar en el mejor de los casos; en cambio, los modernos yates y veleros son bastante más eficientes y logran generalmente realizar la ruta, lo que permite la realización de regatas como la Global Challenge.

Finalmente, los hielos son también un importante obstáculo para los marinos al descender la latitud 40º. A pesar de que el límite de la banquisa pasa a bastante distancia del cabo de Hornos, los icebergs siguen siendo importantes peligros para las naves. En el Océano Pacífico Sur durante febrero, los témpanos se mantienen al sur de la latitud 50º, pero en agosto pueden llegar hasta los 40º Sur; el cabo de Hornos está bajo ambas latitudes.

Todos estos factores han convertido al cabo de Hornos, probablemente, en el paso marino más peligroso de la Tierra. Muchos barcos han naufragado y marinos han fallecido tratando de lograr la hazaña de pasar el Cabo.

 

Ver fotos adicionales en la galeria

 

 

Akua Digital Strategies